Buque “OASIS OF THE SEAS”: más capacidad hotelera que toda la ciudad “OLÍVICA”

Esta semana voy a referir mi noticia a la ciudad de Vigo, tierra natal de mi hijo Fran. Y de nuevo la noticia de esta semana está muy “fresca”, ya que acaecerá mañana. La novedad semanal destaca porque nunca un barco de la envergadura del “Oasis of the Seas” (360 metros de eslora por 65 m. de manga) había recalado en la ría de Vigo por lo que mañana, el 27 de septiembre, será un día histórico para el Puerto de Vigo. Los preparativos para conmemorar la llegada del mayor buque de pasaje del mundo ya han quedado prácticamente definidos en las distintas reuniones mantenidas estas pasadas semanas por los máximos responsables de las actividades portuarias. Y en estos encuentros también se aceptaron algunas actuaciones sugeridas por una consignataria, que recomendó la ejecución inmediata de unas obras que supondrán un embellecimiento de la zona donde atracará el gran buque que zarpó de Miami el pasado día 1, con destino a Barcelona, el primer puerto europeo que tocó y al que siguieron Málaga, Palma de Mallorca y finalmente mañana Vigo, puerto donde recalará de nuevo el 18 de octubre.

llegada-oasis-1

La embarcación, por compararla con otro gran buque con el que estamos más familiarizados como es el LHD Juan Carlos I, tiene 362 metros de eslora (el LHD tiene 231 m), tiene una capacidad de casi nueve mil pasajeros (que llegarán a Vigo), de los que más de 6.000 son cruceristas y el resto, tripulación. Mañana Vigo tendrá más plazas hoteleras en mar que en tierra, teniendo en cuenta que el buque está dotado de 5.200 camarotes y en todos los hoteles de Vigo juntos hay sólo 4.100 plazas, según el INE (El LHD tiene una capacidad para 1400 personas).

Estas cifras dan buena muestra de las dimensiones de un buque que cuenta con un registro bruto de 225.282 GT, 362 metros de eslora, 64 m. de manga, 16 cubiertas y una capacidad para 2.394 tripulantes y 6.360 pasajeros, con más de 5.200 camarotes o cabinas de 69 tipos diferentes.

La primera de las dos escalas del «Oasis of the Seas» en Vigo, el 27 de septiembre, quedará reflejada en la historia del puerto por sus extraordinarias dimensiones. Nunca antes atracó en sus muelles un buque de 360 metros, y mucho menos un crucero. Entre otras razones porque no existía un barco de semejante eslora capaz de alojar a 9.000 personas, una población superior a la de 250 municipios gallegos. En la comunidad gallega existen un total de 251 ayuntamientos con menos población que la que viaja a bordo de este gigante del mar, con una capacidad máxima para 9.000 personas.

Cuando las dimensiones del Titanic asombraron al mundo entero en 1912 ya se sospechaba que ni siquiera su trágico hundimiento frenaría la industria de los buques de pasaje ni los nuevos desafíos de la ingeniería naval. Por eso ahora, más de un siglo después, el tamaño del malogrado buque de 267 metros de eslora por 28 metros de manga queda arrinconado con el tamaño del nuevo rey de los mares: el “Oasis of the Seas”.

Que su envergadura lo convierta en el mayor barco de pasaje del mundo no significa que el Oasis of the Seas sea el más grande de todos los buques. Este es un ranking muy disputado. Por ejemplo, desde hace poco tiempo lo encabezan los portacontenedores de la naviera danesa Maersk, de 400 metros de eslora. Pero nunca antes Vigo habrá recibido un casco de las dimensiones de la nueva joya de la Royal Caribbean, y tampoco con semejante capacidad de carga.

olas

Aunque no todos los gigantes que atracaron en Vigo traían cruceristas. Como ocurrió en 1962 con el portaaviones británico HMS Victorius, de 242 metros; o en 2011 con el Juan Carlos I, que sigue siendo con sus 231 metros el navío más grande de la Armada española. En este reducido listado histórico también destaca la llegada, en 2012, del portacontenedores MSC Ilona, de 300 metros. Desde esta fecha, los siguientes récords en cuanto a tamaño en el puerto de Vigo los protagonizan cruceros. Como el Independence of the Seas, que en los últimos años y hasta el 27 de septiembre será, con sus 339 metros, el mayor buque de pasaje de cuantos atracaron en la Estación Marítima Vigo.

Las dimensiones del Oasis of the Seas son incomparables con cualquier barco e incluso con algunos edificios (los 334 metros de la torre Eiffel tumbada, los 145 de altura de la pirámide de Keops, los 157 de la torre Picasso en Madrid o los 75 el hospital Xeral de Vigo).

Y por si fuera poco, en su estreno en Vigo, el buque de Royal Caribbean coincidirá con el “Celebrity Infinity”. Entre ambos sumarán más de 12.000 personas. El Oasis of the Seas permanecerá amarrado entre las 07.00 horas y las 19.00 horas; y en la del 18 de octubre, atracará a las 8.00 y zarpará a las 20.00 horas. Serán doce horas de permanencia, ambas en sábado, de un buque único, de un acontecimiento social que podrán disfrutar todos los vigueses, y todos aquellos gallegos que se acerquen hasta la ciudad olívica.

La doble escala que realizará en Vigo el mayor crucero del mundo, el Oasis of the Seas, el 27 de septiembre y el 18 de octubre, garantizará, otro año más, el liderato de este puerto en Galicia en cuanto a volumen de pasajeros. Tal vez al concluir el presente ejercicio, en la Estación Marítima de Vigo hayan amarrado menos buques que en la herculina, aunque no serán ni mucho menos comparables en cuanto a tamaño ni aforo. Para hacerse una idea bastaría con tomar como referencia sola una escala del Oasis. Los 6.360 pasajeros que transporta el nuevo coloso de la Royal representan tantos como los que viajaban en la veintena de barcos que amarraron en el puerto coruñés en los últimos seis meses.

Expertos en el sector crucerístico aseguran que solo teniendo en cuenta la capacidad de los buques que atracarán entre este mes y el próximo, el puerto de Vigo ya podrá rebasar al coruñés.

El Oasis of the Seas recalará junto con los tres puertos de la Península Ibérica: Vigo, Barcelona y Málaga, en los europeos de Civitavecchia (Roma), Nápoles, Rotterdam y Southampton.

En total, está prevista en Vigo la llegada de 17.200 visitantes (entre pasajeros y tripulación) en estas dos escalas y, de acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Vigo sobre el impacto de la actividad crucerística en la ciudad su repercusión en la economía local podría rondar el millón de euros.

Para ello, la Autoridad Portuaria de Vigo está en contacto permanente con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado con el objetivo de planificar hasta el último detalle de la que será, sin duda alguna, una “operativa especial”. Al coincidir en sábado se espera que acuda al puerto una gran cantidad de gente para contemplar de cerca al coloso del mar, por lo que se desplegará un amplio dispositivo de seguridad.

La armadora del buque, Royal Caribbean, no ha puesto ningún problema en cuanto a seguridad, uno de los aspectos que más preocupa a los norteamericanos. Es más, en este sentido se comentó que Vigo es uno de los puertos de Europa que mejores condiciones reúne según el presidente de la Autoridad Portuaria de Vigo.

Las mejoras que antes he comentado que se han realizado consistieron en la corrección de la rampa de minusválidos que sirve de acceso a la terminal ya que la anterior obligaba a los cruceristas a abordar un recorrido «excesivo» por el lateral de la fachada derecha del edificio. Ahora el trazado de la rampa es más corto y directo. A esta mínima obra le han sucedido otras centradas en la estética del ámbito de atraque. Han consistido en la renovación del pavimento en la zona del muelle, lijado y pintado de verjas y barrotes; la limpieza de las zonas verdes del entorno y la reparación del firme.

Por su parte, la Diputación ofrecerá actuaciones musicales a media mañana y por la tarde en ambas escalas del buque. Además, mantendrá abierto desde el día 10 y hasta el 18 de octubre un punto de información turística cerca de la Estación Marítima.

Para finalizar, unos datos del buque:

  • Camarotes:

5235 camarotes repartidos en 69 tipos diferentes:

  • Características:

Dos grandes cubiertas, con una extensión aproximada a la de un campo y medio de fútbol cada una. La cubierta exterior cuenta con grandes extensiones al aire libre, con cafés y bares creados en ambientes que simulan las grandes ciudades. El paseo interior, denominado «Royal Promenade», está ubicado debajo del anteriormente comentado y, por último, una gran terraza que simula un muelle, llamada «Boardwalk», cuenta con bares, restaurantes y áreas públicas y de entretenimiento para los viajeros.

Cuenta, asimismo, con un teatro de espectáculos acuáticos y láser, situado al aire libre, hacia popa. Adicionalmente, se incluyeron en el diseño las características tradicionales propias de los barcos más modernos de la flota Royal Caribbean, como el Freedom of the Seas, el cual constituye clase junto con sus gemelos, el Liberty of the Seas y el Independence of the Seas. Hasta ahora, la clase Freedom era la mayor del mundo, pero ha debido de ceder su lugar al Oasis of the Seas.

popa

Entre las características compartidas con la clase Freedom y la Clase Oasis están los restaurantes de lujo, teatros de tres o más cubiertas, spa, gimnasio, biblioteca, parque acuático, pista de patinaje de hielo, paredes para escalar, galería de arte y otras instalaciones destinadas al ocio de los pasajeros.

A nivel exterior el diseño sigue las características de los cruceros de la clase Freedom, destacando las cubiertas adicionales y ciertos cambios en el diseño de los balcones de las habitaciones. Posee también un helipuerto a proa.

El Aquatheater dispone de una piscina de 6.6 metros de ancho por 15.7 metros de largo y 5.4 metros de profundidad, lo cual, según declaraciones de la Royal Caribbean, la convierten en la piscina de agua dulce más grande instalada en un barco.

En este enlace de youtube se puede ver un corto reportaje, en castellano, de este buque:

https://www.youtube.com/watch?v=4_tn68HZ7X8

Raúl Villa Caro

En el año 1999 me licencié en Marina Civil (sección Náutica) en la Universidad del País Vasco. En 2001 obtuve el empleo de A.N. del Cuerpo General de la Armada y en 2005 la patente del Cuerpo de Ingenieros de la Armada. En el año 2001 obtengo el título de Ingeniero Técnico Naval (Estructuras Marinas) en la Universidad de A Coruña y posteriormente el título de Ingeniero Naval y Oceánico y el Diploma de Estudios Avanzados. En 2003 obtuve el título profesional de Capitán de la Marina Mercante. Desde Octubre de 2010 estoy contratado por parte de la UDC como profesor asociado. Actualmente además de realizar tareas de investigación en el Grupo Integrado de Ingeniería, y desde octubre 2010, imparto docencia en la Escuela Politécnica Superior (Grado y Máster en Ingeniería Naval y Oceánica). Mi actividad principal, fuera de la UDC, se desarrolla en la Ingeniería de Construcciones de Buques (Arsenal de Ferrol) como Jefe de la Ingeniería de Plataforma. Desde abril de 2012 hasta diciembre de 2013 fui Secretario de la Delegación Territorial en Galicia del COLEGIO OFICIAL DE INGENIEROS NAVALES, y desde enero 2013 soy Secretario de EXPONAV (Fundación para el Fomento del Conocimiento de la Construcción Naval y de las Actividades Marítimas).En 2015 obtuve el título de Doctor por la Universidad de A Coruña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *